Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Sara C. Mora (Chamorro & Asociados) Asesoría Juridíca de la Unión de Actores de Madrid

Comienza el otoño y con él, un nuevo año ‘judicial’ y nuevo curso de actividad; muchos son los retos que se presentan a la Unión de Actores en defensa de los intereses de todos los artistas del sector y respecto a los cuales necesitaremos la ayuda de todos vosotros, como especiales conocedores del día a día de las distintas producciones.

A tales efectos, es necesario explicar que la negociación colectiva es un procedimiento de creación de reglas mediante la intervención directa y conjunta de representantes de trabajadores y empresarios, al objeto de firmar un convenio colectivo, que se añade a las leyes estatales, internacionales y a la costumbre como fuente de Derecho en la regulación de las relaciones de trabajo.

Como norma convencional, el convenio colectivo esta sujeto a la ley jerárquicamente superior, puesto que es ésta la que reconoce la validez jurídica de los convenios colectivos, se impone al contrato de trabajo y prevalece sobre las reglas consuetudinarias (la costumbre del sector). Por ello, no puede existir un convenio colectivo que establezca condiciones contrarias a lo establecido por la ley, ya que no sería valido. Así, si un convenio establece que las vacaciones de sus trabajares serán de diez días naturales en lugar del mínimo de 30 establecido en el art. 28 del Estatuto de los Trabajadores, dicho punto no sería valido, sin embargo si establece condiciones más favorables para los trabajadores sería aceptado por la autoridad laboral.

Negociación colectiva

La finalidad de la negociación colectiva es la creación de reglas específicas que regulen las relaciones de trabajo en una empresa o sector, preferentemente sobre condiciones de empleo y trabajo, a la organización del trabajo (sistema de trabajo, horarios, a la gestión de los recursos humanos (despidos, etc.). En el caso del sector artístico, es evidente la necesidad de estas normas consensuadas ya que, dadas las especialidades del sector, no es posible la aplicación analógica de otros convenios.

La actividad negociadora viene sometida a requisitos de validez muy estrictos, relativos tanto a los sujetos negociadores (a los que se suele exigir un grado mínimo de implantación o representatividad) como al proceso de negociación y al acto de firma del convenio (exigencia de forma escrita y de registro oficial), que se deben someter a las normas establecidas en el Estatuto de los Trabajadores (Título III, art. 82 y ss) respecto a aspectos tan importantes como el ámbito de aplicación, naturaleza jurídica y eficacia de los convenios, condiciones de legitimación para negociar, requisitos de la comisión negociadora, puesta en marcha y desarrollo del proceso de negociación, contenido y duración de los convenios, requisitos de forma y tramitación oficial, e instrumentos de impugnación, aplicación e interpretación de los convenios colectivos.

Convenio colectivo: aplicación

Es imprescindible aquí aclarar que el ámbito de aplicación de un Convenio Colectivo viene determinada por el uso combinado de dos criterios básicos: el funcional (relativo a la clase profesión u oficio al que se dirige el convenio), y el territorial (que se refiere al territorio o espacio físico del convenio: localidad, comarca, región, etc.).

En el caso del sector artístico, existe bastante confusión respecto a los ámbitos de aplicación de los convenios sectoriales existentes, por lo que es importante aclarar este punto, ya que el lugar de la firma del contrato puede determinar la aplicación o no de un Convenio de ámbito territorial inferior al estatal. Así las cosas, detallamos los Convenio Colectivos existentes con su ámbito territorial de aplicación para vuestro conocimiento:

1) Estatales (de aplicación en todo el territorio del Estado).

  • II convenio colectivo estatal regulador de las relaciones laborales entre los productores de obras audiovisuales y los actores que prestan sus servicios en las mismas.
  • Convenio colectivo estatal de profesionales de doblaje (rama artística) (1993-1995).

2) Autonómicos (de aplicación solo en la comunidad de publicación).

  • a) Madrid
    • V Convenio colectivo del Sector de actores de la CAM.
    • Convenio colectivo del espectáculo de la Comunidad de Madrid (sector de los profesionales de la danza, el circo, las variedades y el folklore).
  • b) Cataluña
    • Convenio colectivo actores y actrices de teatro de Cataluña.
    • Convenio colectivo de trabajo del sector de los profesionales de doblaje de Cataluña (rama artística) para los años 2005-2007.
    • Convenio colectivo de actores y productoras (audiovisual) Resolución de 17 noviembre 1992.
  • c) Comunidad Valenciana
    • Convenio colectivo de profesionales del doblaje (rama artística).
  • d) Galicia
    • Convenio colectivo del sector de doblaje de la Comunidad Autónoma gallega.
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn